En incendios: las botas por fuera o por dentro de la ropa de trabajo

Esta es la pregunta que más se repite cuando hacemos formación de extinción de incendios:

¿Cómo ponemos los pantalones? Por dentro de las botas o por fuera.

Parece una pregunta muy obvia, pero realmente genera mucho debate en el sector, no sólo de incendios, si no de los cuerpos militares y de emergencias en general. Pero la verdad es que hay que estudiar el tema en conciencia y ver todos los pros y los contras para usar correctamente los pantalones de trabajo y las botas en conjunto.

Pies

Analicemos algunos puntos:

Dentro de la bota

Vamos a desmontar la tradición de que los pantalones siempre deben de colocarse siempre por dentro de la bota:

1-Evitan que entren insectos y alimañas?

Es cierto que el pantalón dificulta la entrada de insectos y alimañas dentro de la bota, salvo el caso puntual de las hormigas, y esto lo digo por experiencia propia.

2-Evitan el ingreso de piedras, tierra, ramas, pavesas, etc.?

Esto es falso, ya que por más que metamos el pantalón dentro de la bota; se crean pequeños espacios donde diminutas rocas, semillas punzantes, ramas y lo más común: tierra y pavesas, van directamente al interior de la bota.

3-Evitan o dificultan el ingreso del agua dentro de la bota?

Está claro que la única manera de no mojarse los pies, es utilizando botas de goma o bien una media especifica de Gore-TEX. Y aún así, la transpiración que estos dos elementos producen es mucho mayor y dependiendo del clima y el tiempo de marcha, seguramente tendremos los pies mojados por culpa de la condensación extra que estos le agregan a nuestros pies.

Es decir, que en nuestro trabajo, tener los pies mojados parece ser inevitable.

4-Brindan mayor comodidad y fijan el pantalón para que este no se eleve de su posición?

Desde hace alrededor de una década, se comercializan velcros específicos para uso militar, los cuales sujetan con mayor firmeza al pantalón contra la tibia y el gemelo de la pierna de cierta manera evitando menos pliegues que colocándose el pantalón en forma convencional. De esta manera el pantalón queda sustancialmente más ceñido y firme en su posición; pero esto en la práctica no evita el desplazamiento del mismo en forma vertical ascendente, ni mejora cualquiera de las cualidades nombradas en los puntos anteriores.

Y si pensamos que al ir por el monte, los pantalones por dentro de la bota harán que éste se enganche menos con la vegetación baja, ramas, etc… estamos equivocados, ya que aún ganando unos centímetros de despeje al elevar el perfil del pantalón dentro de la bota a la altura media de las canillas (tibia), o bien la altura estándar de una bota militar o de trekking; es mucho más factible engancharse los cordones de la bota contra algún elemento del terreno, que enganchar los pantalones.

Fuera de la bota.

1-Evitan que entren insectos y alimañas.

Al movernos en terreno agreste, los pantalones deben ser ceñidos fuertemente a la caña de la bota en su exterior. Esto evitará el ingreso de insectos y alimañas

2-Evitan el ingreso de piedras, tierra, ramas, pavesas, etc.

Con esta técnica, evitamos el ingreso de piedras y ramas, evitamos que se acumule suciedad y sobre todo semillas punzantes y pavesas, dentro de los pliegues que se producirían entre el pantalón y la bota si el pantalón estuviese dentro de esta.

3-Evitan o dificultan el ingreso del agua dentro de la bota.

Algunos compañeros han notado que en cierto tipo de terrenos, el ingreso de agua dentro de la bota es mucho menor de esta manera, ya que el ajuste de la caña a la pierna es mucho más preciso al no tener pliegues e imperfecciones cuando ésta se ajusta contra el contorno de la pierna, siendo más preciso el calce de la bota y reduciendo la posibilidad de ingreso de agua dentro de la bota cuando nuestros pantalones se mojan por la lluvia o rocío y éstos escurren fuera de la bota, en vez de dentro de la bota a manera de ¨embudo¨ como en la técnica anterior.

4-Brindan mayor comodidad y fijan el pantalón para que este no se eleve de su posición.

Aquí en donde esta técnica se destaca, al justamente permitir un mayor deslizamiento de la botamanga del pantalón por fuera de la bota en cualquier tipo de movimiento (especialmente al agacharnos), siendo más fácil en el caso de que el pantalón quede demasiado elevado, su reposicionamiento en la caña de la bota cuando este se encuentra ajustado a la misma.

Así que ya sabeis,  aunque el debate está servido, creo que nosotros ya nos hemos decidido: PANTALON POR FUERA DE LAS BOTAS

Pies

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*